Los activistas españoles de la segunda Flotilla de la Libertad, que tenía previsto zarpar hacia Gaza con ayuda humanitaria la pasada semana entre ellos Javier Andreu de Aspe y Álvaro Toepke de Alicante, han entrado a las 12:00 horas del mediodía en la embajada española en Atenas con la intención de denunciar ante el embajador el bloqueo de los barcos de la expedición por parte de Grecia y la falta de respuesta del Gobierno español.

Los 40 pacifistas amenazan con encerrarse en el interior de la sede diplomática hasta que la ministra Trinidad Jiménez dé respuesta a sus reclamaciones. A las puertas de la embajada han desplegado una pancarta que dice “Gernika libre, Palestina libre“.

Javier Andreu

Javier Andreu

El Gernika es el barco en el que tenían previsto viajar hacia la franja los activistas españoles y que se encuentra inmovilizado en el puerto de Kolymvari a raíz de un decreto del Gobierno griego del pasado viernes que prohíbe zarpar a todos los barcos hacia Gaza, lleven la bandera que lleven.

Los miembros de la misión le han hecho llegar al embajador un texto en el que le expresan su decisión de mantenerse “pacíficamente en el recinto de la embajada hasta que el Gobierno español se comprometa por escrito a presionar al Gobierno griego a fin de garantizar el restablecimiento de la legalidad y la liberación del barco Gernika“.
Consideran que no han atentado “contra ninguna de las leyes de Grecia” ni han comprometido al Gobierno de este país. “Hemos cumplido con todos los requisitos técnicos, legales y administrativos de las autoridades portuarias“, insisten en el escrito.

El día de hoy se mantendrán actividades y concentraciones en toda España entre las que se encuentra jornada de solidaridad con los cooperantes en el Parque Doctor Calatayud de  Aspe a las 20 horas.